Ser directivo o ejecutivo en una empresa no es nada fácil. Los demás piensan que sólo se trata de sentarse en una oficina lujosa y dar órdenes a diestro y siniestro, recibiendo todos los meses una nómina descomunal. Para nada.

El directivo o ejecutivo tiene una enorme carga de responsabilidad, puesto que ha de tomar decisiones. Y no las puede tomar a la ligera, porque tienen consecuencias.

Para eso el directivo ha de tener una buena formación académica y conocer el sector en el que se mueve su empresa. Pero sólo con esto no basta.

Es importante, entre otros rasgos:

  • que sea organizado,
  • que tenga una enorme capacidad de trabajo,
  • que solucione problemas, en vez de crearlos,
  • que sea un líder, y lidere con el ejemplo,
  • que sea capaz de motivar a sus empleados,
  • que ayude a los empleados a dar lo mejor de sí,
  • que fomente y cuide que haya un buen ambiente de trabajo,
  • que instile y mantenga el sentido de comunidad en todos los miembros de la empresa,
  • que conozca el manejo eficaz de los clientes,
  • que tenga ideas innovadoras,
  • que tenga buen ojo para el talento,
  • que se rodee siempre de los mejores,
  • que comunique la misión y la visión de la empresa, dentro y fuera…

¡Mil cosas!

Estas mil cosas y muchas más será las que desarrollemos juntos en el Programa de Coaching para Directivos. ¡Seguro que nota la mejoría inmediatamente! ¡Usted, y su empresa!

Mándeme un correo electrónico a esta dirección y me pondré en contacto con usted para diseñar un plan personalizado que le haga mejor directivo:

Contactar con el Doctor Daniel González